Sexo en Chamberí

por Carlota Valdés

Como es 1 de septiembre toca hablar de eso que las revistas de Moda llaman la rentrée. A mi ésto no me toca ahora. Yo no puedo rentrar a ninguna parte como no sea a mi casa. Ya hace mucho que no trabajo en una oficina, gracias al niño Jesús. Pero bueno, como muchas y muchos sí, he decidido elaborar una de mis listas demenciales para que no os hundáis en la más dura de las miserias.

Ahí van mis anti-consejos…

LEER “LO QUE NO SABÍA DE MI”. Yo no se si hay alguien de por aquí que aún no haya leído la novela. A mi la verdad me gustaría no haberla escrito yo para poderla leer así de primeras. Ahora  mismo os digo que me vendría de puta madre copiar un poco a Carlota y sus locuritas de vivir. Incluso creo que podría  lidiar con alguien como Antoine si me lo pasara igual de bien que ella…Os comento así como quien no quiere la cosa que el 13 de septiembre tenéis la nueva entrega del folletín, “Lo que descubrí de ti” y que espero que haya una tercera. En esta aún pasan más cosas y hay mucho sexo pero también amor…Por cierto, gracias por los comentarios que me mandáis a diario sobre la novela, todos me llegan al corazón, pero hay uno que me encantó: “Tu libro es como el vino, desde que lo he leído veo a los hombres más guapos”. Y creo que es cierto..si algo da el libro son ganas de sexo (pero no con cualquiera, niñas)

NO PONERSE A DIETA HASTA ENERO..si total ya vais a engordar de nuevo en Navidad, engordadlo ya todo de golpe y luego en enero hacéis la dieta TOTAL. Quedan sólo tres meses… Lo que no tiene sentido es adelgazar para volver a engordar. No estamos tan locas ¿no? Cuando se engorda se engorda y cuando se adelgaza pues se adelgaza ya todo del golpe. Yo estoy a ver si gano masa muscular, que no se muy bien que es. Algo que hay que ganar cuando se pasa de los 40. Voy a ver si gano masa muscular o algo de dinero, mejor si pueden ser las dos cosas.

BEBER. Ya sabéis que soy super fan del alcohol en concreto del vino. No llego a ser alcohólica pero a veces me gustaría porque me encuentro genial cuando bebo y soy muy simpática, todo lo veo bien y todos son guapos y lo que antes era un problema ahora ya no lo es, y lo que te angustiaba ya si eso lo pensarás mañana, y duermes genial y eres feliz, te ves capaz de ligarte a todos los tíos, hasta puedes llegarte a creer que hay vida después de la muerte, los polvos malos no te importan porque solo te quieres dormir…todo esto en tu cabeza, claro. La realidad vamos a dejarla. Siempre intento tener un día detox pero francamente no lo encuentro. No encuentro ni el día ni el sentido a dejar de beber un día. Es que me gusta. Voy a hacer como mi amiga S. que cuando vamos a los bares ella dice “Yo quiero una botella de Rioja ¿y vosotros?”

HACER LIMPIEZA DE GENTE. Consiste en revisar tus supuestos amigos y ver quiénes lo son de verdad o los que a) te llaman solo cuando quieren algo de ti b) te llaman solo para follar o para contarte sus problemas c) ya no les importa tu vida porque tienen unos trabajos muy exigentes hijos que son mucho más importantes que tú o una novia nueva…Da mucha penita ver como gente a la que considerabas tu amiga en realidad no lo es. Y eso se ve en dos momentos: en los momentos buenos y en los malos. Un amigo se alegra de tus alegrías y se apena con tus penas. Hagamos limpieza de gentecilla que no nos importa en realidad una mierda y a la que nosotros les importamos otra mierda. Eso es “ruido” en nuestra vida.

Supongo que esa manida frase de quedarse con gente que sume no que reste es verdad. Yo ya estoy a menos diez, porque se me da por los que me restan. Pero ahora no voy a buscar gente que sume, voy a buscar gente que multiplique.

NO ESTAR CON GENTE QUE TE DIGA QUE TE APRECIA. La última persona que me dijo esto ya no está conmigo y creo que ha sido porque en algún momento dijo la terrible frase “Yo es que te aprecio mucho”. Pues bien. Eso es una mierda y yo (ni ninguna de nosotras) queremos estar con alguien que nos aprecie. Ya me aprecia mi pescadero. Prefiero que me odien a que me aprecien. Como dice Carlota en la novela 2 “se aprecia a una tía abuela pero no a la tía con la que estás”. Al hilo de eso, no hay que tener miedo a decir “te quiero” cuando se siente. Mucha gente dice “te aprecio” o “te tengo cariño” para no decir “te quiero”. Pues bien: es mejor no decir nada.  Pero el aprecio son las migajas del amor y desde luego alguien que te aprecie nunca te follará bien. El sexo con aprecio es anti-lujuria. Es mejor hasta con odio o con ira.

COMERSE LA CARNE Y ESCUPIR LOS HUESOS. Esto es aplicable a todo en nuestra vida. De las cosas, aprovechar lo mejor y lo que sobra, pues se escupe. Vale para las relaciones, para los trabajos…siempre se puede sacar algo bueno de las cosas…a veces hay que exprimirlas como un limón pocho y no caen más que dos gotas. Si la vida te da un limón pocho, busca las dos gotas que aún le quedan….que seguro que algo hay. Más o menos.

CONOCER A TIOS POR INTERNET. Hubo un tiempo en el que se pensó que los locos abundaban en Internet y que para conocer gente equilibrada mejor era “la vida real”. Pues bien, yo le doy la vuelta a la tortilla. Si hiciera resumen, los pirados más pirados que he encontrado los he sacado de “la vida real” y los más normales del Tinder. La vida real está muy mala. Debe ser que los de la vida real están locos porque no usan Tinder. Las apps equlibran bastante el ph del cerebro. Se conoce mucha gente y eso te da habilidades sociales y además se folla un montón. En la vida real te pueden dar las uvas. Hace poco fui a una bruja, que ya sabéis que soy aficionada y me dijo “Te veo un amor pero de aquí a mucho…no te preocupes que solita no te mueres” y yo pensé: me dejas más tranquila, Mari Carmen..

NO CONFORMARTE MÁS QUE CON LO QUE CREAS QUE TE MERECES parece una obviedad pero a menudo estamos con gente por no estar solos. Eso no mola. Y si no te dan lo que tú te mereces, puerta. Y no nos subestimemos que siempre nos vemos peor de lo que somos. En realidad desde fuera somos mucho mejor porque son nuestras propias mierdas mentales las que no nos dejan ver el diamante en bruto que somos. Recordemos el refrán ese: cada oveja con su pareja.

DEJAR YA LA OBSESIÓN POR LA ROPA y POR ESTAR PERFECTAS. Yo hace tiempo que lo dejé. Me di cuenta de la cantidad de pasta y energía que dedicaba a los trapos y llegó un momento en que lo vi completamente absurdo. No es que no compre, es que antes hiperventilaba en un Zara y ahora casi siempre me quiero marchar. Me da hasta pereza mirar. No se si será la edad o el hecho de ser consciente de que todo lo que se lleva esta temporada probablemente ya lo tenga en mi armario. Nos crean necesidades absurdas. Cuando cojo unos zapatos o un bolso de 60 euros siempre pienso “es un billete de avión a algún  lado…¿qué prefieres?”

IR POR LA VIDA CON NORMALIDAD. Estamos en un momento en el que abundan los egos desmedidos, en el que cualquier mierdecilla tiene la desfachatez de creerse gurú y pontificar en las redes sociales, en un mundo en que todos nos vemos tan listos, tan jóvenes, tan guapos, tan buenos amantes…en un mundo donde se mandan fotos de pollas al wasap..estamos en ese mundo, en un mundo donde preferimos que alguien nos caliente por wasap a tener sexo de verdad, que cuesta menos trabajo.. Y joder, qué gusto encontrar a gente que aporta mucho y alardea poco, a gente normal y que aunque hagan cosas extraordiarias no tengan  la necesidad de admiración constante. Qué delicia encontrar a gente a la que aún  le de verguenza hablar de sí misma, los que no se creen los halagos, a los que les dan igual, los que son capaces de reírse de sus propias miserias. Qué gusto encontrar a alguien a quién le preguntas “¿cómo eres?” y te contesta “no se”.

COMER HELADOS, ahora y siempre…por los siglos de los siglos. Hasta que la muerte nos separe.

¿Qué os parece la lista? ¿Queréis añadir algo más?

 

(Visited 297 times, 4 visits today)
Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+